Ningún viento volverá a dejar sin techo a los Aguilera

Completamente restaurado quedó el techo de la casa de la familia Aguilera en el sector El Maqui, luego de que un fuerte viento arrasara con el que tenían originalmente

Durante 3 días y de forma incansable trabajaron los maestros de la Dirección de Desarrollo Comunitario de la Municipalidad de Angol dirigidos por Jorge Torres, para reconstruir de cero el techo de la casa de la familia Aguilera Mendoza en el sector El Maqui de la Cordillera de Nahuelbuta, que fue devastado por un fuerte viento el pasado miércoles 3 de abril dejando la estructura con las puras paredes y el piso.

Hasta pasadas las 22:00 horas del lunes 8 de abril, se extendió la última jornada laboral que había comenzado el jueves anterior y que incluyó la instalación de nuevos soportes, nuevas planchas de zinc y techo raso. La estructura se reforzó y ahora el techo está literalmente amarrado a la casa, de manera que ningún viento volverá a llevárselo nunca más.

El caso fue atendido de forma inmediata por el equipo asistencial de la DIDECO por instrucciones precisas del alcalde Enrique Neira que al enterarse de lo ocurrido, solicitó la intervención para ayudar a esta familia compuesta por Irenio Alexis Aguilera, mejor conocido como Alex, su esposa Vanessa Mendoza y el hijo de ambos, quienes manifestaron sus profundas palabras de agradecimiento por la ayuda prestada y por la rapidez con que esta llegó.

“Yo le doy las gracias al alcalde por estar tan puntual y habernos enviado de una, al tiro, a los maestros, con la plancha de zinc y todo”, dijo con una sonrisa en los labios la señora Vanessa, mientras don Alex ratificó el agradecimiento a los maestros y desde luego al Alcalde. “Señor Alcalde se ha portado un 7 con nosotros, no nos esperábamos eso, le damos las gracias por todo esto y esperamos que venga a ver cómo quedó la casa”, acotó.

Fuente: Nanette Andrade de Briceño
Dirección de Desarrollo Comunitario
Municipalidad de Angol

About admin

Sitio web de noticias y cultura pluralista de Angol y la provincia de Malleco